Aceite Esencial de Lavanda

Portada_AE_Lanvanda_01_

Muy estimado en la época de los romanos

Desde hace más de 5000 años, la lavanda es conocida como remedio popular. Debido a su virtud desinfectante fue muy estimada por los romanos que la utilizaban en el baño y para la limpieza de heridas. Precisamente fueron los romanos quienes la introdujeron en Gran Bretaña y otros países del norte. El agua de lavanda es uno de los perfumes ingleses más antiguos. Sus propiedades como aceite esencial, son conocidas y muy apreciadas, por su efecto relajante, curativo, cicatrizante tanto en uso externo como interno.

 

Aceite Esencial de Lavanda, orígenes

Originario de Francia, España, Inglaterra, Rusia, se cultiva por su esencia en toda Europa, especialmente en Inglaterra, Francia, España y Yugoslavia, también hoy muy extendida en América.

 

Aceite Esencial de Lavanda, indicaciones

Esta especialmente indicada para:

El sistema Nervioso: Dolor de cabeza, insomnio, migraña, tensión nerviosa, tristeza, ansiedad.

Piel: Alivia gran variedad de afecciones: Abscesos y ampollas, acné, caspa, cicatrices, cortes, culebrilla, dermatitis, eczemas, heridas, manchas, picaduras, inflamaciones, piel sensible y seca, cuero cabelludo y piel grasa, salpullido. Especialmente recomendado para la cura de quemaduras sin dejar marcas ni cicatrices.

Sistema Circulatorio y muscular: Hiper-tensión, dolores y espasmos musculares, calambres, reumatismo, torceduras y esguinces.

 Sistema Respiratorio: Asma, bronquitis, sinusitis, catarro e infecciones de garganta dolor de oído, mal aliento.

Aceite Esencial de Lavanda, aplicaciones y usos

Uso interno:

Sistema nervioso, sistema respiratorio, aparato Genital: Cistitis, dolores menstruales, síndrome premenstrual.
2 a 3 gotas en una cucharadita de miel o en medio vaso de agua templada, cada 12 horas, duración máxima de tratamiento .

Uso externo:

Piel y Sistema circulatorio: Poner 5 a 6 gotas en la mano cada vez y friccionar en las sienes, sobre las cejas, detrás de las orejas, en la nuca, en las muñecas en la cara interna, en el plexo solar (mitad del pecho). Inhalaciones directamente del envase durante 1 minuto. Tratamiento dos a tres semanas, dos veces al día.

Quemaduras, heridas, cicatrices, acné, herpes poner varias gotas sobre la zona a tratar.

Aparato genital: Baños de asiento en agua caliente 10 a 15 gotas y dar baños de asiento durante 3 a 4 minutos.

Recomendaciones:

La lavanda como aceite esencial, en infusión para lavados o tisanas, no debe faltar en ninguna despensa.

 

¿Dónde podemos comprar el aceite esencial de Lavanda?

Habitualmente se suele encontrar en farmacia especializadas, en herboristerias y también se puede comprar online. Si deseas un sitio web online de confianza haz clic en este enlace comprar aquí aceite esencial de Lavanda Lo importante es saber  que el aceite esencial sea procedente de agricultura ecológica y con certificado de calidad.

 

Le dejamos con un vídeo que hemos elaborado ampliando información sobre el Aceite Esencial de Lavanda, así como sus propiedades y enormes beneficios para nuestra salud

Aceite Esencial Lavanda, La Farmacia de Dios

En caso de que no puedas ver el vídeo incrustado, te dejamos un enlace directo al canal de YouTube
https://www.youtube.com/watch?v=S1-sKl7q-qw

La entrada original de Aceite Esencial Lavanda, La Farmacia de Dios es de Canal Salud y Belleza Natural

Encontrarás mas tip de Salud y Belleza en nuestro blog

Todos los día publicamos contenidos nuevos en Facebook

Videos nuevos en nuestro Canal de YouTube cada semana

Podéis seguirnos en Twitter

Podéis seguirnos en nuestra Comunidad de Google +

Este post participa en el Reto Remedios Naturales con Plantas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Colaboraciones

    ......... Logo de Linkeo con Respeto         Que Recetas         Receta Por Dia         Recetas de cocina